Huid de la fornicación

Y Dinah, la hija que Leah le había dado a luz a Iaakov, salió a ver a las hijas de aquella región.  Cuando el príncipe de aquella eretz (tierra), quien se llamaba Shejem hijo del jeveo Jamor, vió a Dinah, la tomó y se acostó con ella y la deshonró. Y se apegó su alma a Dinah, hija de Iaakov; se enamoró de ella y la amó mucho. Y le hablaba con mucho cariño, hasta conquistar su corazón.

Bereshit  (Génesis) 34:1-3, Versión Escrituras Unidad.

Cuando los hijos de Iaakov vinieron del campo y supieron lo que había pasado, se entristecieron los hombres y se encolerizaron mucho, PORQUE SE HABÍA COMETIDO VILEZA CONTRA ISRAEL, pues se había violado la virginidad de la hija de Iaakov, algo que jamás debió haberse hecho.
Bereshit (Génesis) 34:7, Versión Escrituras Unidad.

¿Qué es lo que NO debe hacerse en Israel?

Dinah, la hija de Iaakov (Jacob), SALIÓ DE SU MUNDO DE MORAL ALTA para “flirtear” con un mundo de moral baja y pagana. Se fue a ver a las hijas de la tierra.  SU CORAZÓN NO SE MANTENÍA FIRME A LAS ENSEÑANZAS DE SU PUEBLO y su comportamiento abrió la puerta al pecado para que un joven se la llevara, se acostara con ella y la tomara denigrantemente, aunque la tratara bien. Sin embargo, ella no huyó de él, sino siguió viviendo en su casa formando así una pareja de hecho con él.

El pecado de Shejem(Siquem) y Dinah ES LLAMADO FORNICACIÓN (IMPUREZA SEXUAL).  EL ETERNO PROHÍBE TENER RELACIONES SEXUALES FUERA DE UN PACTO MATRIMONIAL. Esta norma no es solamente para Israel, sino para todos los hijos de Noaj (Noé, todas las Naciones), puesto que está escrito que el hombre dejará a su padre y su madre Y SE UNIRÁ a su mujer, y serán una sola carne, leer Bereshit (Génesis) 2:24.  El que no ha anunciado que ahora deja a su padre y a su madre, EN UN ACTO PÚBLICO, respaldado por la Ley, no puede ser una sola carne con una mujer.  EL QUE NO SE HA UNIDO A UNA MUJER EN UN ACTO PÚBLICO DE MATRIMONIO, ESTABLECIDO POR LAS NORMAS DE LAS AUTORIDADES DEL PAÍS, no tiene el derecho de tener relaciones sexuales con ella. El que no ha adquirido una mujer de la cual se puede decir que es “su mujer” mediante las normas establecidas para el matrimonio, no puede unirse físicamente, ni vivir junto con ella. A ese modo de vida íntima se le llama FORNICACIÓN. Leer 1ra. Corintios 6:18.

Cuando los hijos de Iaakov (Jacob) oyeron lo que había pasado con su hermana, se indignaron sobremanera, y dos de ellos se volvieron muy violentos queriendo defender la moral alta de su familia y vengarse de lo que Shejem (Siquem) había hecho. Aunque lo que estos dos hermanos hicieron no fue correcto de ninguna manera, sus mentes estaban en lo cierto en cuanto a la vigilancia y protección de la moral alta, no solamente para obedecer al Eterno y santificar su Nombre, SINO TAMBIÉN PARA PROTEGER A SU PUEBLO DE ESTA CLASE DE PECADO, QUE SIEMPRE LLEVA A LA DESTRUCCIÓN DE LAS CIVILIZACIONES.  Ellos pensaban que tal infamia no se podía ni se puede cometer en Israel, que alguien tenga relaciones sexuales sin un previo Pacto Matrimonial legal.  Además, el pueblo de Israel tenía un llamado de ser kadosh (santo), Y NO SE PODÍA PERMITIR QUE LAS NACIONES PAGANAS SE MEZCLARAN CON LA SIMIENTE DE AVRAHAM, CREYENTES EN UN SOLO DIOS VERDADERO.  Leer Nejemiah (Nehemías) 13:23-29; Iehoshua (Josué) 23:12-13; Debarim (Deuteronomio) 7:3-4; 2 Corintios 6:14-18.  AHORA, ES IGUAL.  Un siervo del Dios de Israel NO puede bendecir la unión matrimonial entre una creyente y uno no creyente, PUES ESTÁ CONTRA LO ORDENADO POR EL ETERNO.  Esas dos almas, se estarán ligando y el siervo de Dios quedará bajo la responsabilidad de esas dos almas sin la aprobación de Dios.  POR CONDESCENDER CON LAS PERSONAS, SE DESOBEDECE UNA ORDENANZA DE LA ESCRITURA.  Si tú como Autoridad corriges al creyente para que no transgreda Los Mandamientos dados por Elohim (El Juez Supremo), y él no los transgrede, de seguro será bendecido, porque fue advertido; y tú librarás tu alma.

En Mattityahu (Mateo) 16:19, Versión Hebraica del Código Real, leemos:  “Y a ti daré las llaves del Reino de los Cielos y cualquier cosa que tu tribunal prohíba en la tierra, asegúrate que sea previamente aprobado en el cielo, y cualquier cosa que permitas en la tierra, asegúrate que antes haya sido decretado así por mi tribunal en el cielo.”  Y  LO DECRETADO, ES POR EJEMPLO:  NO MEZCLA MATRIMONIAL, NO FORNICAR, ETC.

Cuando Iaakov (Jacob) reprendió a Shimón y Leví por lo que habían hecho, ellos contestaron que no se puede tratar a una hija de Israel como una prostituta, leer Bereshit (Génesis) 34:31. Su motivación era correcta, pero no su manera de tomar la justicia en sus propias manos y vengarse de todo un pueblo por lo que había hecho un hombre, que además había sido provocado en parte por su hermana Dinah.

Más adelante, la ira de Shimón y Leví fue maldecida por su padre, leer Bereshit (Génesis) 49:5-7, y el resultado de este pecado de asesinato fue que las dos tribus fueran esparcidas entre las demás tribus a la hora de repartir la tierra.  Leer Iehoshua (Josué) 13:14; 19:1, 9.

EN EL ISRAEL DEL SANTO, BENDITO SEA, NO SE PUEDE Y NO SE DEBE COMETER FORNICACIÓN.  Los que son verdaderos israelitas se cuidan mucho del pecado de fornicación, PORQUE NINGUNO QUE VIVE PRACTICANDO FORNICACIÓN PUEDE HEREDAR EL REINO VENIDERO.  Está escrito en 1 Corintios 6:18, Versión Escrituras Unidad: “Huyan, pues, de la fornicación.  Cualquier otra transgresión que el hombre cometa, está fuera de su cuerpo; PERO EL QUE FORNICA, CONTRA SU PROPIO CUERPO TRANSGREDE.”  Y en Efesios 5:5-7, Versión Escrituras Unidad, leemos: “porque todos ustedes deben saber esto:  que ningún fornicario, o inmundo, o avaro, que es servidor de la idolatría, tiene herencia en el Maljut (Reino) del Mashiaj y de YHVH.  Nadie los engañe con palabras vanas, PORQUE POR ESTAS COSAS VIENE LA IRA DE ELOHIM SOBRE LOS HIJOS DE DESOBEDIENCIA.  NO SEAN, PUES, PARTÍCIPES CON ELLOS”.  En Colosenses 3:5-6, Versión Escrituras Unidad, leemos: “Por tanto, considerad los miembros de vuestro cuerpo terrenal como muertos A LA FORNICACIÓN, LA IMPUREZA, LAS PASIONES, LOS MALOS DESEOS Y LA AVARICIA, que es idolatría. Pues la ira de Dios vendrá sobre los hijos de desobediencia por causa de estas cosas.”  Y en Hitgalut (Revelación/Apocalipsis) 22:15, Versión Escrituras Unidad, dice: “¡Afuera los perros,* los hechiceros, LOS FORNICARIOS, los asesinos, los idólatras, y todo el que AMA y OBRA mentira!”   SI HAS PRACTICADO FORNICACIÓN, ARREPIÉNTETE, ARREGLA TU VIDA Y TOMA LA DECISIÓN DE NUNCA MÁS VOLVER A HACERLO.  Pídele perdón al Eterno para que puedas ser libre del pecado, por la sangre del Mesías Yeshua que es efectiva en todos los que abandonan el pecado.  “EL QUE ENCUBRE SU INIQUIDAD NO PROSPERARÁ, PERO EL QUE CONFIESA SUS TRANSGRESIONES Y SE APARTA DE ELLAS, RECIBIRÁ JESED (MISERICORDIA) DE ELOHIM (EL JUEZ SUPREMO).”  Mishlei (Proverbios) 28:13, Versión Escrituras Unidad.

*Pero los perros:  Cuando LA ESCRITURA menciona que los perros estarán afuera, se refiere a personas en aberraciones sexuales, ejemplo: la homosexualidad (relaciones sexuales hombres con hombres), el lesbianismo (relaciones sexuales mujeres con mujeres), la necrofilia: personas que tienen relaciones con muertos, la pedofilia (personas degeneradas que abusan sexualmente de niños y niñas), bestialismo (relaciones sexuales con animales).  En Vaikrá (Levítico) 18:23, Versión Israelita Nazarena, leemos:  “No tengas relaciones carnales con ninguna bestia para contaminarte con ello, y no permitas que una mujer se preste a tener relaciones con una bestia; ESO ES PERVERSIÓN.”  En Vaikrá (Levítico) 18:22, Versión Escrituras Unidad, leemos:  “No te acostarás con varón como con mujer, porque ESTO ES ABOMINACIÓN.  En la Carta de Rav Shaul (Apóstol Pablo) a los Creyentes en Italia (Romanos) 1:26-27, Versión Hebraica del Código Real, leemos:  “Por esto Dios permitió que fuesen atrapados en pasiones vergonzosas; pues aun sus mujeres cambiaron EL USO NATURAL POR EL QUE ES CONTRA NATURALEZA, y de igual modo también los hombres, abandonando su relación sexual natural con la mujer, se encendieron en su lascivia UNOS CON OTROS, COMETIENDO HECHOS VERGONZOSOS HOMBRES CON HOMBRES, y recibiendo en sí mismos la retribución resultante de su extravío.”  HOMBRE INICUO es aquel que no RESPETA LA TORAH (LEY, INSTRUCCIÓN), DADA POR EL ETERNO.  El que no respeta La Ley de Dios, poco a poco se va degradando y se le manifiesta con instintos desordenados encaminados a perversiones, tales como el sexo incorrecto, bestialidades, ver pornografía por internet, etc.

QUE EL ETERNO NOS DÉ FUERZAS TODOS LOS DÍAS PARA VIVIR EN VICTORIA CONTRA EL PECADO SEXUAL (VER PORNOGRAFÍA EN PELÍCULAS INMORALES, INTERNET, REVISTAS, ETC. QUE ATRAEN A LA FORNICACIÓN, EL ADULTERIO, DEGENERACIONES SEXUALES, ETC.). CON TODO LO ANTERIOR SE ABREN PUERTAS PARA QUE DEMONIOS ENTREN Y TOMEN CONTROL DE LA PERSONA, Y LAMENTABLEMENTE, TAMBIÉN DEL RESTO DE LA FAMILIA (LOS HIJOS).

ES ADULTERIO Y DESOBEDIENCIA CONTRA EL ETERNO:  Participar en el sistema religioso pagano, celebrando fiestas como la falsa Navidad el 24 y 25 de Diciembre, que se celebra el nacimiento del dios Sol y en todo el mes de Diciembre se le hace honor al dios Baco, el cual es el dios del licor.  YESHUA HAMASHIAJ NACIÓ ENTRE SEPTIEMBRE Y OCTUBRE EN UNA DE LAS FIESTAS ORDENADAS POR EL ETERNO LLAMADA TABERNÁCULOS O SUKOT (CABAÑAS).  Se comete adulterio contra El Eterno al comer comidas ofrecidas a muertos, como por ejemplo: El fiambre hecho para esa ocasión, invocar muertos (leer Debarim/Deuteronomio 18:10-13), etc.  No guardar El Shabat (El Sábado) ordenado por El Eterno, pero sí participar el domingo puesto por Roma, en honor al dios Sol, ES ADULTERIO Y DESOBEDIENCIA CONTRA EL ETERNO.  Las Autoridades que no enseñan a sus ovejas a obedecer lo ordenado por El Eterno les será demandado por Elohim (El Juez Supremo), dador de Las Leyes escritas en La Torah.

“¡OH GENTE ADÚLTERA! ¿NO SABEN QUE EL AMOR POR ESTE MUNDO (SISTEMA CORRUPTO), ES ENEMISTAD CONTRA ELOHIM? CUALQUIERA, PUES, QUE DESEE SER AMIGO DE ESTE MUNDO, SE HACE ENEMIGO DE ELOHIM (EL JUEZ SUPREMO)”.  Iaakov (Jacob/Santiago) 4:4, Versión Escrituras Unidad.

Hay perdón y restauración para todo aquel que se arrepiente ante Elohim (El Juez Supremo), de actuar y caminar incorrectamente Y SE APARTE DEL PECADO.